Me gusta leer… me gusta vivir lo que leo

Abran el libro por la página 16, vamos a leer en voz alta. Empieza Lucía y yo voy diciendo quién sigue” – dijeron muchos profesores en diferentes escuelas y aulas.

Esos son libros que se leen, pero de los que no se habla, no se viven.

 “¿Cantidad o calidad?”

El gusto por la lectura no se transmite únicamente leyendo. Decodificar y entender la historia no es suficiente, nos puede gustar más o menos, pero los niños necesitan sentirla, vivirla, creerla, hablar de ella… hacer suposiciones, empatizar con los personajes, sentirse parte del “juego”…

Ver cómo los niños viven los libros es maravilloso, cómo piden empezar otro cuando se termina uno, cómo hablan de la historia, cómo relacionan cosas que suceden en el aula y en su vida con la historia…

Aspectos que favorecen el gusto por la lectura:

  • La lectura conjunta en el aula.
  • La lectura en casa.
  • Que les lean historias.
  • Inventar historias juntos.
  • Hablar de lo que sucede en la historia y de sus personajes.
  • Preguntarles en diferentes momentos.
  • Vernos a los adultos con libros.
  • Visitar librerías y bibliotecas.
  • ¡Muchas más!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.